Revista SHE`S

Cheat meal, para estar en forma ¡Rompe la dieta!

cheat_meal_que_es

Es el concepto de moda entre quienes siguen una alimentación saludable, y es que lejos de jugar en contra, aporta importantes beneficios para las personas que lo practican.

¿Te has preguntado cómo hacen las celebrities para consumir suculentos bocados y aún así mantenerse en forma? La respuesta es sencilla, y lo que ostentan a través de las redes sociales no es otra cosa que un cheat meal.

Esta comida trampa consiste en salirse de la dieta y degustar de un antojo sin remordimientos. “Gracias a esto, la persona puede permitirse comer algo como pizza, helados, papas fritas, hamburguesas o cualquier cosa que no puede o no debe ser consumido durante la alimentación semanal”, señala María Francisca López, nutricionista de Clínica Vespucio.

Romper ocasionalmente la dieta permite resetear el metabolismo y elevar los niveles de leptina hasta en un 30%. Esta es una hormona secretada por las células grasas, la que informa el estado de las reservas energéticas y ayuda a consolidar los hábitos alimenticios. A mayor cantidad de ella, menor es la sensación de hambre. “La leptina nos ayuda a conservar el apetito bajo control. Lo que ocurre cuando estamos en ayunas o tras una restricción calórica muy intensa, es que nuestros niveles leptínicos caen en picada y esto puede causar un aumento del hambre en un primer momento y una disminución del gasto energético”, indica la nutricionista. Por si fuera poco, el cheat meal incrementa los niveles de dopamina, de manera que mejora el ánimo, energía, motivación y libido.

Trampa en su justa medida
No se debe confundir el cheat meal con un día de trampa. La frecuencia con la que puede realizarse dependerá del objetivo trazado. Si el propósito es disminuir peso, se recomienda hacerlo una vez a la semana, en tanto que si se está llevando una dieta de mantención, es factible efectuar dos trampas por semana. “Para algunas personas esto está perfecto, otros prefieren simplemente guardar estas comidas para eventos especiales como vacaciones, celebraciones, etc. Mucha gente cae en el fallo de convertir un cheat meal en un cheat day, y ese no es el objetivo”, sostiene la profesional.

Si se siguen las pautas indicadas, el cheat meal no constituirá un retroceso en la dieta. Por el contrario, te animará a continuar debido a que tu organismo se sentirá saciado y con más energía.

Reglas para romper reglas
En su último libro, “Los secretos de Sacha Fitness”, Sacha Barboza nos entrega las normas a seguir para disfrutar de un cheat meal sin culpas.
1. Haz tus comidas trampas de forma inteligente, tratando de que contengan algo de proteína para que el empuje metabólico sea mayor.
2. Analiza tu dieta. Si es generalmente baja en carbohidratos procura que tu cheat meal los contenga, en tanto que si es baja en grasas entonces incluye más de estas y proteínas.
3. Evita las bebidas alcohólicas, pues son calorías vacías que no aportan beneficios al organismo.
4. El día de la comida trampa y el siguiente debes hacer ejercicios cardiovasculares.
5. Tienes que sincerarte y comer muy bien el resto de la semana.

Javiera Oyarzún

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

 

.